ENCUENTRO DE MILITANCIA Y CONGRESO NACIONAL

CONVOCATORIA

CONGRESO ORDINARIO

Sábado 2 de diciembre de 2023 – C.A.B.A.

La Mesa Directiva de la Junta Ejecutiva del Partido GEN Orden Nacional, de acuerdo a lo dispuesto por el art. 8 de la Carta Orgánica, CONVOCA a las Señoras y a los Señores Congresales Nacionales Titulares y Suplentes a participar de la Sesión Ordinaria del Congreso Nacional del Partido GEN O.N., a llevarse a cabo el día sábado 2 de diciembre de 2023, a partir de las 9:00 horas en el Aula Magna de la Facultad de Ciencias Económicas de la U.B.A., sita en calle Uriburu N° 781 de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. El Congreso se realizará de modo presencial y esta convocatoria con el correspondiente Orden del Día se publica en la página web oficial del Partido (www.partidogen.org.ar) y se envía por e-mail y por whatsapp a los correos electrónicos y a los celulares informados de todos los miembros.

 

Ciudad Autónoma de Buenos Aires, 10 de noviembre de 2023.

 

Gonzalo Toselli
Secretario General
Sergio Abrevaya
Presidente

ORDEN DEL DÍA

  • 09:00 hs. Acreditaciones de las/los Congresales.
  • 09:45 hs. Verificación del quorum requerido por Carta Orgánica.
  • 10:00 hs. Apertura del Congreso. Designación de 2 congresales para la firma del Acta del Congreso.
  • 10:10 hs. Aprobación del ingreso al Congreso Nacional del Partido GEN Orden Nacional de TRES (3) CONGRESALES TITULARES Y DOS (2) CONGRESALES SUPLENTES por el Partido GEN de la Provincia de Chubut, según el art. 9° de la Carta Orgánica y de acuerdo a lo resuelto en el Exp. N° 2616/2011 (GEN ON) y en el Exp. N° CNE 7000007/2001 (JUZGADO FEDERAL DE RAWSON N° 1), desde el día de la fecha 02-12-2023 al 12-11-2026, día del vencimiento del mandato de todos/as los/as Congresales Nacionales del GEN Orden Nacional.
  • 10:30 hs. Apertura del debate abierto. Palabras sobre la metodología.
  • Sesión en mesas simultáneas de intercambio (una hora y media).
  • Preguntas disparadoras para las mesas:
  1. Conclusiones del proceso electoral;
  2. Reconfiguración del escenario político y rol del Partido GEN;
  3. Agenda de temas prioritarios y tipo de acciones para llevar a cabo.
  • 12:00 hs. Plenario:
  • Relatores de las mesas con resumen (3 minutos)
  • Intervenciones de inscriptos (Presidentes partidos provinciales, legisladoras, etc.).
  • 14:00 hs. Pausa Almuerzo.
  • 15:00 hs. Homenaje al Dr. Raúl Alfonsín a 40 años de la Recuperación de la  Democracia.
  • Video del Partido GEN.
  • Palabras de la Presidenta del Congreso, Margarita Stolbizer.
  • Rodrigo Andrade y Matías Méndez presentan libro “Ahora Alfonsín”, los 15 meses previos al triunfo.
  • 16:00 hs. Cierre. Palabras del Presidente de la Junta Ejecutiva, Sergio Abrevaya.

.

LA COSTUMBRE DE BUSCAR CULPABLES Y EL ENGAÑO DEL PROGRAMA DE PRECIOS

El gobierno Nacional levanta la bandera del Programa Precios Justos implementado, según manifiestan, para contener la inflación. Otra vez intenta engañarnos ya que ante un proceso inflacionario, los precios no ajustan sincrónicamente. El aumento por debajo de la media en Precios Justos no quiere decir que los productos no aumenten, sino que significa que lo harán en otro periodo o que la diferencia la tendremos que saldar todos a través de subsidios. 

En un relevamiento realizado por nuestro Laboratorio de Políticas Públicas sobre el Programa de Precios Justos el 26,7 % de los productos publicados no se encuentra en las góndolas, pero tampoco existe una cláusula del programa que obligue a reemplazar por otro de los precios de las grandes cadenas de comercialización. Otro 25,3 % de los productos no se encuentra y habiendo reemplazo de Precios Justos estos son un 19,3 % superiores. Solo el 48 % de los productos se pueden encontrar en las góndolas.  

Los argentinos que viven en pueblos donde estas grandes cadenas de comercio no están, padecieron una variación de los precios de los alimentos del 8,8 % como reconoció el gobierno. Asimismo, los que viven en las grandes urbes y cerca de las cadenas de comercialización también padecen la variación de precios. En este caso, el de los productos ubicados fuera del programa oficial que pican en alza y superan los precios registrados en los pequeños comercios.

Por eso, las acusaciones emitidas por el oficialismo caen en el ridículo cuando observados que en el agrupado de productos tales como aceites, grasas, y manteca cuyos precios aumentaron un 3,7 %, ubicándose así por arriba de los comercios de cercanía que registraron un alza del 2,4 %. 

Esta política de discriminación a los pequeños comercios está provocando la concentración de un mercado ya concentrado que avecina como consecuencia un nivel de precios por el poder de mercado que se le está proporcionando a las grandes cadenas de comercialización. Dando muestra clara de que el esfuerzo de todos los pequeños comerciantes para tratar de mantenerse competitivos a pesar de las políticas públicas que los está llevado a la quiebra.

Gonzalo Toselli
Secretario General
Sergio Abrevaya
Presidente

LA INFLACIÓN ES UN REFLEJO DE LAS MALAS DECISIONES DEL GOBIERNO

La inflación pesa cada día más en los bolsillos de la gente. Según el último dato del INDEC, en marzo fue del 7,7% para alcanzar un 104,3% interanual. Lo alarmante es saber que esas cifras son inferiores a las que vive la población y que el gobierno Nacional siga culpando a factores externos en vez de asumir su responsabilidad.

Es necesario, y no nos vamos a cansar de repetirlo, que el gobierno tome nota de que las medidas que usa no funcionan y es hora de pensar de otra manera si realmente quieren combatir el problema. no dan resultado positivo a tomar en serio este problema. ¿Será que no se lo toman en serio?

Aunque nos quieran vender realidades de fantasía, sabemos bien que la situación no se tolera más. La gente necesita certidumbre y estabilidad. Lejos está el gobierno de garantizarlas.

Las cifras expresadas por el Indec miden productos que no todo el mundo consume. 

El Laboratorio de Políticas Públicas del GEN, que hace su propia medición, da cuenta de una suba inflacionaria del 9% en alimentos en la segunda quincena de marzo.   

En ese lapso, por ejemplo, el tomate aumentó 64,84%; el pollo entero, 32,15%; la lechuga criolla, 22,01%; y el asado, 19,04%. Son solo algunos ejemplos que ponen de manifiesto que la inflación que sufren todos, la de los alimentos, es mucho mayor que el número que difunde el INDEC.

Así las cosas, el único del gobierno Nacional es un país que está cerca de tener la mitad de su población en la línea de pobreza y sin perspectiva de progreso.

Gonzalo Toselli
Secretario General
Sergio Abrevaya
Presidente

Argentina necesita una Justicia independiente para crecer

«Todos los delitos como el de asociación ilícita y defraudación al estado están absolutamente probados», refuerza la diputada Nacional, Margarita Stolbizer quien es denunciante, amicus y testigo en causas en las que se investiga a CFK

Tratamiento del Proyecto de Presupuesto 2023 HCDN

La Ley de Presupuesto es mucho más que la mera autorización de gastos por parte del Poder Legislativo al Poder Ejecutivo. El Presupuesto muestra y ordena cómo la sociedad, a través de nosotros que somos sus representantes, decide dotar de recursos al Estado y como asignarlos. El Presupuesto es la herramienta para construir la visión del país que queremos. O sea, el Presupuesto debe dar certezas.

Pero, cómo pedir a este proyecto que nos brinde lo que no está brindando un gobierno que se expresa por sus contradicciones, marchas y contramarchas y la falta de rumbo. Un principal problema que tiene la Argentina es la Incertidumbre, que impacta en la sociedad, en la vida cotidiana, en las instituciones y sobre todo en la economía que siempre está relacionada con la inestabilidad de la política.

El otro problema es la Inflación, que expresa cuán sana o enferma está la economía. Y no solo destruye del poder de compra de la sociedad en general y de los asalariados en particular, sino que también impide planificar debidamente, justamente por la falta de certezas. Y eso es lo que debería tener un presupuesto.

Si no se estima bien la inflación no podemos planificar bien las erogaciones ni los recursos con los cuales contará el Estado. No podemos saber si vamos a incrementar o reducir gastos en determinadas partidas porque el Estado se encuentra con más ingresos nominales producto de la mayor inflación y con la necesidad de incrementar los créditos presupuestarios producto del aumento de precios. Poco le aportaríamos a la sociedad si hoy aprobamos un presupuesto para que a los pocos meses el Poder Ejecutivo por DNU distribuya discrecionalmente esos recursos adicionales generados por el aumento de precios entre las distintas áreas que van a necesitar incrementar sus créditos presupuestarios por el efecto de aumento de los precios, o sea por una Inflación mal calculada.

Por eso es tan importante que el Ministro de Economía y luego el presidente de la Comisión hayan aceptado incorporar la propuesta que le formulamos en su primera visita, ya que es indispensable incorporar ésta que hemos llamado la “cláusula gatillo” del artículo 137, para que si la inflación supera a la estimada sea el Congreso el que decida en qué asignar los nuevos recursos, o como financiar las necesidades de nuevas erogaciones. De hecho, la propia inflación no es un dato caído del cielo. Si la inflación supera a la estimada es razonable que el Ejecutivo venga al Congreso, no solo a traer un nuevo proyecto, sino también a rendir cuentas sobre las razones de esos desvíos.

De lo contrario, -de no tener el presupuesto esta cláusula que hemos propuesto incorporar-, todo lo que hagamos hoy pierde sentido por el efecto del desvío entre la inflación prevista y la real. Una cosa es que el Poder Ejecutivo tenga una herramienta como el presupuesto para gestionar, y otra muy distinta es que por efecto de la propia inflación termine asignando los ingresos no presupuestados alterando los techos y créditos previstos.

Un presupuesto puede tener un error de cálculo y eso se podría subsanar. Pero lo que debemos despejar es cualquier duda sobre la intencionalidad que pudiera tener la subestimación calculada para generar un importante recurso con la posibilidad de distribuirlo discrecionalmente.

La inflación, como el Presupuesto, también son cuestiones de confianza.

Quiero, además, dejar planteado que vemos muy inconveniente en el contexto actual que el Poder Ejecutivo tenga facultades para incrementar derechos de exportación. SI el Ejecutivo entiende durante el ejercicio 2023 que es necesario incrementarlos, que envíe el proyecto pertinente al Congreso. Terminemos de una vez con esta manía de trasladarle al Ejecutivo la posibilidad de incrementar impuestos. Somos los legisladores quienes debemos hacerlo. Es al Congreso a quien la Constitución le asigna la responsabilidad de legislar en materia impositiva.

SI queremos mejorar las instituciones, -y necesitamos hacerlo-, una cuestión básica y elemental es que cada poder del Estado cumpla su rol. Necesitamos un Congreso que esté a la altura de los desafíos de nuestra sociedad, no un Congreso que se quite de encima responsabilidades para pasarlas a otro poder. Parte de la calidad institucional perdida la vamos a empezar a recuperar cuando cada Poder cumpla su rol. Hay que cumplir y hacer cumplir la Constitución. A nuestro país siempre le fue bien cuando la respetamos, y muchos problemas hemos tenido cuando dejamos de hacerlo.

El otro debate es la equidad que debe existir en la composición de la masa de recursos que el presupuesto asigna o distribuye y la calidad que debe tener el gasto.

De la calidad de las instituciones también depende la calidad de vida que vamos a garantizar al pueblo que representamos.

COMPROMISO PROGRESISTA POR LA EDUCACIÓN

Banner de Prensa PROGRESISTAS
Educación de calidad para una Argentina con igualdad de oportunidades

Es imprescindible darle a la Educación la centralidad de la agenda política, porque solamente a partir de ello podrán abordarse eficazmente otros conflictos que hoy afectan a nuestra sociedad, como la pobreza, el desempleo, la precariedad o la inseguridad.

La educación pública argentina sufre un profundo proceso de degradación a pesar de los recursos destinados. En 2005, con la Ley de Financiamiento Educativo, se establecieron los mecanismos para llegar, en 2010, a una inversión educativa equivalente al 6% del PIB. Sin embargo, a pesar de los mayores recursos, el financiamiento nunca alcanzó esta meta y la ley no se cumplió.

Los resultados de la política educativa son negativos. En las pruebas PISA, la calidad de la educación Argentina pasó del primer lugar en América Latina en el 2000 al sexto en 2012. En matemáticas, la Argentina está entre los peores siete sistemas educativos de los 65 países evaluados en el mundo, entre los peores cinco en lectura y entre los peores ocho en ciencia. El deterioro de la escuela pública se refleja en un proceso de «privatización» de la educación: Argentina detenta el segundo nivel más alto de alumnos en escuelas privadas de la región. Solo el 44% de los alumnos terminan sus cursos en el tiempo estipulado y el 25% de nuestros alumnos se encuentran por debajo del mínimo esperado en materia de aprendizaje según las pruebas PISA y ONE.

Hay que marcar la desigualdad del sistema educativo argentino, su fragmentación, y el atraso que muestran sus contenidos, afectando la adaptación que debería exhibir con relación al tiempo y el espacio, a la realidad circundante, con sus conflictos y también con sus oportunidades. Su transformación debe apuntar a resolver estas cuestiones y a la construcción de una ciudadanía responsable con vocación colectiva.

El proyecto educativo de la Argentina debe contemplar una visión federal desde la cual atender las distorsiones que hoy registra nuestra amplia geografía y que se traducen en altos niveles de desigualdad en los índices de accesibilidad, de calidad y de resultados que tienen los diferentes sistemas educativos provinciales. La educación debe ser el instrumento de emparejamiento de las condiciones que niños, jóvenes y adultos tienen a través de la garantía del estado sobre el ejercicio de derechos y abrir las mismas posibilidades de progreso.

Es necesario jerarquizar la educación, haciendo lo propio con los docentes, con su formación y con sus ingresos. En simultáneo, hay que poner en deliberación horizontal a través de diferentes mecanismos de participación social, los contenidos del sistema en sus diferentes niveles. Y de este modo vamos a garantizar resultados diferentes, optimizando esfuerzos y construyendo una visión compartida de nación, en la que la Educación está inexorablemente vinculada con el proyecto de país y el modelo de desarrollo económico, productivo, social y humano.

El gran desafío que nos planteamos es garantizar el acceso al conocimiento, al saber. Ampliar y mejorar las calificaciones y habilidades para llevar adelante un proyecto de crecimiento colectivo que redunde en oportunidades efectivas para las personas y las comunidades. Para eso, también es necesario pensar en la educación extra-áulica, y las formas más modernas de transmisión de culturas, valores y conocimiento, como son los medios de comunicación, el acceso a las nuevas tecnologías y la interacción social y familiar. El papel que hoy desempeñan las organizaciones sociales, la televisión o internet no pueden soslayarse de un proyecto educativo nacional que no puede quedar cerrada solamente a un programa de educación escolar. Y para eso, habrá que pensar en la redefinición de una democracia participativa, solidaria, con capacidad para ser parte efectiva en la transmisión de los ejemplos y saberes, poniendo a la persona y sus derechos como el eje principal de las políticas públicas.

Por eso es que nuestra agenda contempla la Educación como un compromiso fundamental en la Argentina basada en los principios de Igualdad y Decencia.

Definimos los siguientes objetivos:

  • Lograr en todo el país una educación pública de calidad orientada a formar ciudadanos autónomos con posibilidades de progreso en la vida.
  • Transformar en profundidad los métodos de enseñanza en la escuela secundaria incorporando el uso de las nuevas tecnologías y lograr que los chicos sean el centro y los protagonistas en el aula.
  • Restablecer el vínculo entre la escuela y el conocimiento disponible, comenzando por la ciencia, la tecnología y las humanidades. Promoveremos el desarrollo del pensamiento científico, la investigación y la revalorización del conocimiento como construcción social y colectiva. Incluiremos la dimensión artística en todos los niveles y modalidades de la educación y herramientas democratizadoras para el bienestar colectivo y el mejoramiento de las condiciones de vida.
  • Integrar la educación superior, propiciando una sinergia entre las instituciones terciarias y las universidades e incorporando criterios de planificación que articulen con las necesidades regionales o locales.

Y nos comprometemos a:

  • Modernizar el Ministerio para transformar la educación

    Vamos a reformular el Ministerio de Educación para recuperar con la capacidad técnica necesaria para producir información válida, evaluar los logros de los alumnos y de las políticas que se llevan a cabo. La recuperación de la educación precisa una institución que genere un cambio profundo de un sistema que está agotado y hay que refundar.

  • Queremos saber qué educación tenemos

    Vamos a crear una mega evaluación de los alumnos para contar con un diagnóstico profundo y veraz de la situación de la educación en la Argentina, garantizando el libre acceso de expertos a la información para que colaboren en la solución de problemas.

  • Vamos a garantizar el derecho a estudiar.

    Vamos a realizar un relevamiento de la infraestructura educativa y de los docentes para garantizar el cumplimiento efectivo de los años de instrucción obligatoria. Hoy, si todos los chicos fueran a clase, no alcanzarían las escuelas ni los docentes. Sin esta información es imposible concertar con las provincias un plan que permita lograr una oferta adecuada a sus necesidades reales. También creemos en la necesidad de universalizar la educación inicial como mecanismo de promoción de la igualdad en la primera etapa del desarrollo infantil.

  • Elevar la Calidad de la Formación Docente

    Dotar al Instituto Nacional de Formación Docente de la infraestructura, los recursos humanos y las tecnologías educativas más avanzadas para que los institutos de formación de todo el país constituyan a los profesores de enseñanza secundaria en los promotores del cambio del paradigma de enseñanza-aprendizaje. No hay revolución de la escuela secundaria sin una transformación del docente y sus métodos. Nuestra política central es capacitar a los docentes existentes en servicio, para que la capacitación asegure cambios en la práctica.

  • Vamos a destinar el 6% a la educación, de cumplimiento efectivo y sin perjuicio de su elevación al 8% si se contempla el financiamiento de la educación universitaria y el presupuesto destinado a ciencia y técnica.

    El Presupuesto público destinado a la Educación es una prioridad para nuestras políticas públicas, pero la única forma que esa prioridad se haga efectiva es, ejecutar el Presupuesto a base de un PLAN.

  • Vamos a cambiar la forma de enseñar para terminar con la injusticia de las escuelas para ricos y las escuelas para pobres

    Nuestro paradigma pedagógico ya tiene 150 años de antigüedad. Hoy el docente es un reproductor de conocimiento y el alumno es un pasivo receptor. Debemos ir hacia una nueva lógica del saber, donde el alumno sea protagonista y el docente su guía y orientador. Un paradigma en el que las nuevas tecnologías funcionen como mediación entre ambos. Queremos alumnos que tengan cada vez más autonomía para incorporar información y producir conocimiento. Vamos a transformar la clase en un espacio donde se “aprende a aprender”, un lugar común donde los alumnos investiguen, donde los docentes guíen, hagan presentes los conceptos faltantes, posibiliten la confrontación de diferentes perspectivas e incentiven la curiosidad de los alumnos para que descubran y transiten el camino de la producción del conocimiento.

  • Vamos a construir entre todos la educación que queremos.

    Vamos a convocar desde el Poder Ejecutivo, al Congreso, las 24 jurisdicciones y los actores gremiales y académicos a la formulación de un PLAN que fije metas, plazos y financiamiento para la transformación institucional de las escuelas, la inclusión socioeducativa y la reducción de las desigualdades de recorridos y de logros de los alumnos. Constituiremos mesas de concertación y acuerdo de políticas educativas que garanticen una amplia representación política y sectorial. La experiencia muestra la necesidad de pensar políticas educativas a largo plazo que se sostengan en el tiempo.

  • Vamos a repensar la doble jornada escolar, apuntando a una ampliación de calidad, con objetivos y contenidos claros y de cumplimiento efectivo.

    No se trata de prolongar más tiempo una escolarización que evidentemente no responde a las necesidades de la época. Es necesario planificar esa doble jornada para que ese tiempo sea útil para el desarrollo de capacidades cognitivas, creativas, comunicativas y artísticas, desde otra forma de la enseñanza-aprendizaje.

  • Vamos a ir a buscar a los chicos que se fueron.

    Convocaremosa 100.000 consejeros juveniles o tutores para visitar los hogares de los chicos que abandonaron la escuela, acompañar y orientar su inclusión en la educación obligatoria, apoyarlos académicamente y hacer el seguimiento de su nuevo trayecto educativo para que en el 2023 se haga efectiva la universalización de la educación secundaria en nuestro país.

  • Vamos a impulsar una segunda reforma universitaria.

    Vamos a consensuar una nueva Ley de Educación Superior en acuerdo con los rectores de las universidades nacionales, los representantes estudiantiles y las organizaciones de trabajadores docentes y no docentes. Buscamos asegurar la autonomía y autarquía de las instituciones de educación superior, la gratuidad de los estudios de grado, la integración del sistema entre las universidades y los institutos de educación superior así como su debido financiamiento, la elevación de la titulación de los profesores, el aumento de la proporción de profesores concursados, la eliminación de la docencia sin retribución económica, la ampliación del porcentaje de docentes con dedicación exclusiva y semiexclusiva, y el establecimiento de un servicio social universitario obligatorio de 20 días hábiles como tramo de formación obligatoria para todos los estudiantes de las universidades nacionales.

Descargar Compromiso Educación (doc)