DECLARACIÓN PARTIDO GEN: PANDEMIA ABRIL 2021

“LA PROLONGACION DE LA PANDEMIA Y LOS RIESGOS NOS OBLIGAN AÚN MÁS A SALIR DE LA CONFRONTACION PARA ENCONTRAR SOLUCIONES, ASEGURANDO EL ACCESO A LA SALUD Y A LAS VACUNAS, LOS ALIMENTOS, LA EDUCACION PRESENCIAL Y EL TRABAJO COMO BASE DE COHESION E INTEGRACION Y DESARROLLO ECONÓMICA Y SOCIAL.”

La Mesa Nacional del Partido GEN declara:

1) Vemos con preocupación los altos niveles de confrontación política y de la grieta como parte de los posicionamientos en temas que deberían ser parte sustancial de acuerdos entre todos los actores. No hay causa que justifique arrastrar a la Nación a posiciones irreductibles, descalificaciones y pérdida de la voluntad del diálogo. Son momentos en que se hace más necesario el encuentro, la fraternidad y sobre todo los acuerdos para brindar las mejores respuestas frente a la emergencia.

2) Creemos indispensable y urgente fijar una agenda con las prioridades del momento, -mucho más allá de las cuestiones y las conveniencias electorales- y eso debe ser abordado en un marco amplio e institucional de diálogo, con la seriedad y la profundidad que requieren las respuestas.

3) Esa agenda debe poner la urgencia en el acceso a la salud y a las vacunas, procurando inmunizar en el menor tiempo posible a toda la población respetando los protocolos de prioridades por riesgo. Celebramos la Resolución de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos instando a que todos los países de la región pongan la salud pública y los derechos humanos en el centro de sus decisiones sobre vacunas promoviendo la distribución justa y equitativa. Resulta fundamental el acceso universal, la información y la transparencia.

4) Los alimentos y el derecho a la nutrición se han convertido en otra cuestión central y en torno a esto nos preocupan los altos índices de inflación sobre los productos de la canasta básica, por lo que instamos a que los acuerdos políticos y sociales incluyan un programa de emergencia antinflacionaria y preservación del ingreso.

5) De igual modo, la presencialidad de niños, niñas y jóvenes en las clases debe ser pensado con perspectiva amplia sobre los beneficios presentes y futuros y el estado en todos sus niveles debe garantizar plenamente el acceso a la educación en esos términos y mediante la implementación de todos los protocolos necesarios para prevenir y evitar cualquier tipo de riesgos.

6) Entendemos que el crecimiento y el desarrollo económico de la Nación deben poner la centralidad en un modelo productivo y el trabajo con dignidad para todas las personas, porque esa es la base de la cohesión social, humana, territorial que nos permitirá volver a concebir un proyecto colectivo de país con la mirada puesta en un mejor futuro. Instamos a que se constituya un ámbito institucional de carácter técnico para abordar estas cuestiones en el marco de la prolongación de la pandemia y los efectos que se pueda prever que se van a producir.

7) Todo ello, sin perjuicio de la necesidad de sostener una agenda amplia por la igualdad, la disminución de la violencia, la garantía de seguridad ciudadana y la preservación del ambiente y los recursos naturales, así como el pleno funcionamiento de las instituciones, la división e independencia de los poderes y la transparencia en la gestión pública, con amplios niveles de interacción y participación de la ciudadanía y las organizaciones sociales del sector privado.

Buenos Aires, 23 de abril de 2021

Presidenta, Margarita Stolbizer
Secretario General, Sergio Abrevaya


Declaración Partido GEN: Anticorrupción febrero 2021

Frente a la insistencia de personas vinculadas con el actual gobierno – en lo que parece una campaña perfectamente coordinada que incluye a actuales funcionarios públicos- para ejercer presión a los fines de obtener los beneficios de indultos o amnistía en favor de ex funcionarios acusados de delitos de corrupción, hechos que se suman a otros que, con igual fin, buscan influir sobre el Poder Judicial, se nos hace un deber manifestar:

1. Resulta imperioso mantener el estado democrático de derecho basado en el principio republicano de división de los poderes del estado, impidiendo cualquier injerencia que pueda afectar su independencia.

2. La corrupción socava las instituciones, afecta la confianza social e impide el desarrollo, trayendo como consecuencia mayor pobreza y exclusión. Es indispensable, como condición para afrontar las crisis por las que atravesamos, una recomposición ética a través un “Nunca más a la corrupción” en todos los ámbitos.

3. Los delitos de los funcionarios públicos, al igual que otros, deben ser juzgados en el marco de una absoluta independencia de los poderes y deben ser castigados incluso con la sanción de inhabilitación para volver a ejercer cargos públicos. Llamamos la atención sobre la asimilación que el art.36 de la Constitución Nacional hace con relación a los que atentan contra el sistema democrático cuando los hechos conlleven enriquecimiento ilícito.

4. Por ende, rechazamos las expresiones de quienes piden beneficios excepcionales para quienes están siendo juzgados por esos delitos, o quienes han resultado condenados, no pudiendo éstos obtener los beneficios ni de la prescripción, ni el indulto o la amnistía.
5. Solicitamos a los miembros de la Corte Suprema de Justicia, como al resto de la magistratura, tanto nacional como de las provincias, rechazar cualquier forma de presión, resistiendo ataques y descalificaciones que son funcionales para la estrategia de impunidad de los mismos que antes sostuvieron estrategias para el enriquecimiento.

6. Defender las instituciones, la independencia de los poderes y la ética como parte fundamental de la política, es nuestro compromiso, para que todas las personas tengan igualdad ante la ley y las mismas condiciones y posibilidades de progreso y bienestar.

Buenos Aires, febrero de 2021

Presidenta, Margarita Stolbizer
Secretario General, Sergio Abrevaya


Margarita Stolbizer. Foto Lucía Merle.

“El GEN no va a ir a la repetición de un fracaso, pero podemos formar un proyecto distinto con los partidos de Cambiemos”

Margarita Stolbizer. Foto Lucía Merle.
Margarita Stolbizer. Foto Lucía Merle.
Por Martín Bravo

-En los últimos años intentó la construcción de opciones por fuera del kirchnerismo y el macrismo. La polarización se mantuvo, ¿se resignó a un escenario sin alternativa a la grieta?

-Nunca me gusta resignarme, aun cuando estoy más obligada a tomar conciencia de la realidad que implica un contexto muy polarizado. Yo creo es necesario salir de la grieta, por lo tanto nunca van a estar agotados los esfuerzos. Eso no significa reconocer que la competencia a veces se da entre dos, pero ése no es el problema sino la dificultad para sentarse a dialogar, salir de la descalificación permanente y acordar cosas en temas que no deberían estar dentro de la grieta, como la Salud y la Educación.

-¿Se sintió decepcionada con (Sergio) Massa y (Roberto) Lavagna?

-Son dos casos distintos. El fracaso de una tercera alternativa no se los puedo adjudicar a ellos. Tuve una gran decepción política con Lavagna, me equivoqué con la persona en la que creí que podía liderar una gran convocatoria antigrieta. No fue así. Como también fue una decepción política el resultado de la elección y que la mayoría de los argentinos decidiera volver al kirchnerismo. Con Massa nunca tuve decepción con lo que intentamos hacer. Creo que estuvo bien intentar ese camino cuando estuvo afuera del kirchnerismo y se agotó en ese trayecto electoral. Después él decidió tomar otro camino, que yo no comparto.

-En el último tiempo tuvo conversaciones con Rodríguez Larreta y otros integrantes de Juntos por el Cambio. ¿Qué posibilidades hay de que se incorpore a ese espacio?

-Hay que ser claros, porque se tejen demasiadas especulaciones en torno a las conversaciones. Primera aclaración: el GEN no va a ir a Juntos por el Cambio. No podemos ir a la repetición de algo que fue un fracaso. Yo soy muy crítica de lo que hicieron en el Gobierno. Ahora, podemos formar parte de un proyecto distinto con los partidos de la coalición de Cambiemos. Lo que no estamos de acuerdo es en reivindicar el pasado. La otra cuestión que me preocupa es cuando las conversaciones se agotan en un proyecto electoralista. La discusión tiene que ser un proyecto de Gobierno y de país sobre todo. Tengo muy buen nivel de dialogo con muchos de ellos. Todos debemos reconocer que nos equivocamos y pensar en algo distinto para la Argentina.

-Plantea como propósito conformar una alternativa progresista y ética. ¿Cree que será posible en una alianza con el PRO?

-Es posible conversar con los que integran la coalición de Cambiemos y en eso hay algunos del PRO. He conversado con María Eugenia Vidal y es una persona que está muy parada sobre la realidad, reconociendo los errores que cometieron y la necesidad de construir algo distinto. Lo mismo me pasa cuando hablo con (Emilio) Monzó, (Horacio) Rodríguez Larreta, (Diego) Santilli, también he conversado con Marcos Peña. (Martín) Lousteau es claro cuando dice que hay que conformar una alternativa socialdemócrata. Yo lo que quiero es eso. Si lo puedo armar con gente que está en el PRO, el radicalismo, la Coalición Cívica y el peronismo, lo que importa es el sentido.

-El anuncio de la fundación de Macri funcionó como la confirmación de que no será candidato, ¿cuánto incide que él tenga menos protagonismo en Juntos por el Cambio para esa posible confluencia?

-Los límites no se ponen en las personas, deben ser programáticos y éticos. No me gusta la idea, sobre todo estando yo afuera, de emitir una opinión sobre qué tiene que hacer o no hacer un líder de esa coalición. Vamos a discutir un proyecto de país y a estar en la medida que se pueda trabajar eso. Otra cuestión es que el GEN no va a estar en una conversación que se agote en la elección de 2021. No estoy atrás de un cargo, a mí me gustaría formar parte de un buen gobierno en 2023.

-Reclama una autocrítica al gobierno de Macri. ¿Cuáles fueron según su mirada los puntos más cuestionables?

-Lo primero es que no cumplieron con los compromisos electorales. Con ninguno. Más allá de lo económico, porque había subestimado el problema de la inflación y muchos descontaban que iba a construir prosperidad, también soy muy crítica en el aspecto institucional. Lo primero que hizo fue firmar un decreto nombrando jueces de la Corte Suprema. Eso es grave. También el debilitamiento de la Oficina Anticorrupción. Son los responsables de que tengamos a Cristina gobernando. Tiene que ver con la mala gestión y con una estrategia política equivocada, que fue jugar a la grieta.

-¿Qué rescata de esa gestión?

-Todos los gobiernos tienen sus cosas buenas y malas. Una es el tema de la política internacional. A veces no se considera pero la Argentina tiene que reconocerse parte de un mundo global. En la última parte del kirchnerismo se había llegado a una situación de aislamiento, con una estrategia equivocada. En el comienzo de la gestión de Cambiemos el mundo empezó a mirar distinto a la Argentina.

-¿Va a ser candidata?

-No puedo descartar ninguna cuestión de cómo puede ser el proceso electoral, pero no es algo que estoy buscando. Sí me interesa empezar a construir un proyecto que pueda ser gobierno y eso se empieza a construir desde ahora. Me interesa participar del debate público desde adentro, pero eso no significa tener una banca en el Congreso.

-¿Cómo influye el paso a la provincia de Buenos Aires de Elisa Carrió, con quien mantiene diferencias en el último tiempo?

-Eso lo define cada partido y no formamos parte de Cambiemos, por lo tanto no es tema nuestro los dirigentes que ellos impulsen. Quiénes están hoy no es algo que estemos considerando.

-¿Cuáles serían los ejes principales del proyecto?

-Aspiro a que sea un proyecto socialdemócrata, un progresismo ético y con honestidad. Lo primero es conjugar la República con la igualdad. Rechazamos esa idea exclusiva del republicanismo que no pone la igualdad como eje. Eso significa reformar el sistema impositivo para que los que más ganan sean los que más aporten. Pensar a la función como servicio público. Hoy es central la educación, la inversión en la ciencia, la innovación. Las políticas de empleo. La transparencia, que no es un fin sino que tiene que ser una virtud de la gestión. Achicar la brecha de la desigualdad debe ser una condición y no un resultado. Los pobres no tienen que esperar ningún derrame de ningún lado.

-¿Es un dilema para usted que entre las dos coaliciones el Frente de Todos se ubique en la centroizquierda y Juntos por el Cambio o si hubiera un nuevo espacio en la centroderecha?

-Es una simplificación equivocada. El último ajuste a los jubilados terminó siendo mucho peor que el de Macri. El presidente del bloque del Frente de Todos en el Senado (José Mayans) acaba de decir que en pandemia no hay derechos. Cosas más fascistas que las que están expresando… Que se aprovechen del Estado para enriquecerse va a contramano del progresismo. No se le puede conceder al kirchnerismo la posibilidad de representar a una fuerza de izquierda. Para eso hay que luchar por una sociedad igualitaria y eso no ocurrió con el gobierno de Cristina ni con el de Alberto Fernández.

-¿Cómo evalúa la gestión actual?

-Mal, por supuesto. Más allá de la pandemia. Voy a tomar dos cosas que me han marcado en los últimos días. Los funcionarios del Gobierno y el PJ cerrando filas para proteger a los peores: (Amado) Boudou y (Gildo) Insfrán. Eso demuestra que hay un pacto de impunidad para los corruptos y para los fachos, que es un pacto de impunidad que promueve Cristina Kirchner. Es bastante difícil pensar en un país cuando los dirigentes son capaces de sacarse la careta y defender eso. Están convalidando lisa y llanamente el choreo. Argentina bajó 12 puestos en el índice de percepción de la corrupción, por las compras públicas sin licitación aprovechando la emergencia. A eso se agrega la opacidad en las negociaciones para la adquisición de las vacunas. En la gestión económica, todos los índices muestran el fracaso del gobierno de Alberto Fernández. Se acepta que los más pobres tengan que pagar carísimos los alimentos y no hay un plan. Lo último, la cuestión educativa a contramano del mundo, en un país en el que están abiertos los bingos.

-¿Cristina Kirchner condiciona el Gobierno de Alberto Fernández o no tienen tantas diferencias?

-Creo más en lo último. No creo que lo condicione. Primero que es el Gobierno de Alberto Fernández y Cristina Kirchner. Es la vicepresidenta, la constructora y parte central del Gobierno. Los condicionamientos fueron previos, en la medida que ella define la candidatura. Eso no venía gratis. Lo que más me preocupa es que hoy estamos frente a una estrategia de impunidad, así como en el gobierno anterior la estrategia era el mecanismo para el enriquecimiento ilícito.

-Inició las causas Hotesur en 2014 y luego Los Sauces, ¿qué piensa sobre la teoría del lawfare esgrimida por Cristina Kirchner y otros ex funcionarios?

-Hace unos días leí una nota de (Roberto) Gargarella, que decía que era una argumentación ridícula y peligrosa, y que es puro cuento. Es una definición buenísima. Trabajé en algunas de esas causas y tengo la convicción absoluta de que tienen las pruebas suficientes para acreditar los delitos que se cometieron. No lo digo yo sino una enorme cantidad de fiscales, jueces y camaristas. Y la causa de los cuadernos terminó de demostrar de dónde salía el dinero que lavaban. No hay ningún lawfare ni presos políticos. Hay políticos que cometieron delitos.

-¿Cómo cree que van a seguir esos procesos judiciales?

-Como han ido hasta ahora: lento, lentísimo. Ese es lamentablemente el funcionamiento de la Justicia en la Argentina. Siempre he dicho que hay que hacer reformas y una es agilizar los procedimientos. Hay magistrados que trabajan muy bien, y otros que bailan al compás de la música que ponen los que gobiernan.

-¿Alberto Fernández forma parte de la estrategia?

-Si, no es ajeno a eso. El mismo dijo que en el gobierno anterior se armaron causas a dirigentes opositores. Las causas fueron a funcionarios que cometieron delitos. Hoy parece que se olvidaran de los bolsos de (José) López. No me quiero meter en los zapatos de un intendente bonaerense que tiene que bancarse la candidatura para que los presida y lidere una persona con múltiples procesamientos por corrupción, lavado de dinero, asociación ilícita.

-Habló de la necesidad de autocrítica, ¿qué errores reconoce en su carrera política?

-He tenido errores. Haber conformado un acuerdo para apoyar a Lavagna puede ser el último, pero mi carrera es demasiado larga y he cometido muchos errores. La diferencia es que no me tocó gobernar. Hay que armar un proceso diferente porque los que han gobernado han condenado a la Argentina a esta situación de pobreza, recesión, baja calidad educativa y precariedad.

-¿Se arrepiente de haber apoyado los superpoderes a Domingo Cavallo y la reforma laboral en el gobierno de la Alianza?

-Por supuesto podría poner eso dentro de los errores, pero formaba parte de un gobierno y De la Rúa llegó a la presidencia con un apoyo popular muy importante y una trayectoria política extraordinaria. Teníamos que darle las herramientas que él nos decía que necesitaba para gobernar. Después me distancié y presenté la derogación de los superpoderes a Cavallo, pero inicialmente apoyaba porque era mi gobierno y creíamos que debíamos colaborar.

Una política acostumbrada a remontar la adversidad

Su madre murió por la explosión de una garrafa en su casa. Antes había perdido a su padre. Margarita Stolbizer dice que esos golpes fortalecieron su carácter e hicieron que durante su vida no dramatizara por cuestiones menores, aunque evita la victimización: “No considero que sean cosas especiales, todos tenemos pérdidas”. A los pocos meses le diagnosticaron el síndrome de Guillain-Barré, una enfermedad poco frecuente que la dejó por un tiempo sin caminar y con parálisis facial, de la que logró recuperarse.

Apegada a la familia, con tres hijos basquetbolistas -uno en el Real Madrid, dos en Deportivo Morón-, al que vive en España no lo ve desde diciembre de 2019 por la pandemia pero espera poder viajar en abril para conocer a su primer nieto que nacerá en esa fecha.

La pintura es su hobby preferido, desde chica. Ya en la secundaria estaba convencida de que se dedicaría a la política. Le interesaba la historia y se identificó con las ideas de Leandro Alem e Hipólito Yrigoyen. Sus padres habían sido perseguidos durante el segundo gobierno de Juan Perón.

Votó por primera vez a los 28 años, a Raúl Alfonsín. Había militado en esa campaña y organizado reuniones clandestinas en su casa, en el final de la dictadura. Se fue de la UCR en 2007. Ya consideraba al partido una “máquina para conseguir cargos”, sin vocación de poder, y se terminó de convencer cuando advirtió maniobras fraudulentas en elecciones internas.

En el inicio del gobierno de Néstor Kirchner se sorprendió de manera positiva con el decreto para cambiar el modo de designar a los miembros de la Corte Suprema y la idea de la transversalidad política. De Cristina reconoció el impulso a la Ciencia. En ningún momento contempló ni le ofrecieron incorporarse al Frente para la Victoria.

Con Cambiemos hubo versiones en ese sentido, aunque nunca se concretaron y fue muy crítica de la gestión de Mauricio Macri. En menor medida, también de María Eugenia Vidal en la provincia: “No pudo mostrar mejoras en Educación, Salud y Seguridad”.

En el intento de construcción de una alternativa por afuera del kircherismo y el macrismo, acaso su mayor entusiasmo fue con el Frente Amplio Progresista con Hermes Binner y otros referentes de centroizquierda: “Fue una gran ilusión”. La decepción llegó en abril de 2015, cuando el socialismo se replegó el Santa Fe con Binner en la boleta de senadores y promovió el corte de boleta. Stolbizer era la candidata a presidenta del espacio.

Antes había integrado UNEN, el frente detonado cuando Elisa Carrió -ya inclinada a acordar con Macri- se retiró con su cartera de aquel acto en el Palacio Rodríguez Peña. Luego Stolbizer se alió con Sergio Massa en 2017 y Roberto Lavagna en 2019.

En las últimas semanas mantuvo conversaciones con Horacio Rodríguez Larreta y otros dirigentes del PRO. También mantiene un vínculo con Martín Lousteau. Más que incorporarse propone “armar algo distinto”, a la espera de que decante la interna en la coalición opositora entre ese sector moderado y la llamada ala dura de Macri y Patricia Bullrich.

Stolbizer esquiva hablar de Carrió, aunque el salto de la fundadora de la Coalición Cívica a la provincia funciona como otro obstáculo por la relación tirante entre ambas. La dirigente del GEN promueve la candidatura de Facundo Manes: “Hay un debilitamiento de los partidos, la política tiene que oxigenarse y abrirse a otros actores”.

Itinerario

Se recibió de abogada en la Universidad de Morón. Durante el gobierno de Raúl Alfonsín fue concejala y Directora de Acción Social de ese municipio. Diputada nacional por cuatro períodos, fue candidata a presidenta en 2015 y antes tres veces a la gobernación bonaerense. Conduce el partido GEN, que fundó en 2007 luego de dejar la UCR. Fue miembro del Consejo de Presidencia de la Asamblea Permanente por los Derechos Humanos, Presidenta de la Organización Mundial de Parlamentarios (PGAction), es una de las fundadoras del Grupo Mujeres del Foro Interparlamentario de las Américas y titular de la ONG Asociación Civil Bajo La Lupa. En 2020 fue reconocida por Naciones Unidas por su contribución a la Paz, la Seguridad y la Justicia en América Latina y el Caribe.

Al toque

-Un proyecto: Argentina encaminada al desarrollo con igualdad.-Un desafío: Ser parte de ese proyecto.
-Un prócer: San Martín.
-Un líder: Raúl Alfonsín.
-Una sociedad que admire: La uruguaya y las que eligieron mujeres que gestionaron la pandemia.
-Un recuerdo: El nacimiento de mis hijos.
-Un sueño: Dejar una mejor sociedad a generaciones futuras.
-Un placer: El abrazo de mi familia.
-Una comida: Milanesas y tortas.
-Una bebida: Agua.
-Un libro: Ética para Amador, de Fernando Savater.
-Una película: No tengo.
-Una serie: No veo, pero me atrapó Borgen.

Fuente Clarín.com – Política – 31/01/2021 14:27

MARGARITA STOLBIZER RECONOCIDA POR SU CONTRIBUCION A LA PAZ, LA SEGURIDAD Y LA JUSTICIA EN AMERICA LATINA Y EL CARIBE

La Asamblea General de Naciones Unidas, en 1986, creó UNLIREC (Centro Regional para la Paz, el Desarme y el Desarrollo en América Latina y el Caribe. Su mandato es asistir a los Estados Miembros en sus esfuerzos para implementar de forma efectiva las obligaciones establecidas en los diferentes instrumentos internacionales sobre desarme.

Esta semana se presenta la nueva edición de la publicación de UNLIREC “Mujeres Fuerzas de Cambio III”. Desde allí, Izumi Nakamitsu, Secretaria General Adjunta, Alta Representante para Asuntos de Desarme, afirma que “no puede existir desarrollo sostenible sin paz, ni paz sin desarrollo sostenible, se reconoció que ni la paz ni el desarrollo pueden ser sostenibles sin la participación plena e igualitaria de las mujeres… Desde la resolución 65/69 de la Asamblea General al tratado que prohíbe las armas nucleares, a los niveles sin precedentes de participación de las mujeres de América Latina y el Caribe en cada etapa del proceso de paz en Colombia, hasta los esfuerzos cotidianos de las mujeres incluidas en estas páginas es evidente que esta región está a la vanguardia de los avances hacia la participación plena e igualitaria de las mujeres en la adopción de decisiones y discusiones sobre paz y seguridad.

“Ahora, en su tercera edición, Fuerzas de Cambio reconoce las valiosas contribuciones y liderazgo de las mujeres de la región para el logro de la paz y desarrollo sostenibles. Espero que esta publicación sirva como modelo para que todas las mujeres en todos los países insistan por un asiento en la mesa, levanten sus voces y sirvan de eco de otras mujeres en nuestra búsqueda común de una sociedad más pacífica, próspera y sostenible”.

MARGARITA STOLBIZER se encuentra entre las 70 mujeres reconocidas en la publicación por sus contribuciones en la región, habiendo sido Diputada Nacional y Presidenta de Parlamentarians for Global Action (PGA) desde donde lideró las acciones para la aprobación e implementación del Tratado de Comercio de Armas, entre otras cuestiones.

En la introducción de la publicación, Amanda Cowl, Oficial para Asuntos Políticos de UNLIREC y Jefe de Redacción de Fuerzas de Cambio III, afirma: “La búsqueda de la paz y el desarrollo sostenible son luchas hermanas… Con gran orgullo que presento, en nombre de UNLIREC, la publicación Fuerzas de Cambio III. En esta tercera edición, los lectores conocerán a más de sesenta mujeres fenomenales que han dedicado sus carreras profesionales a salvaguardar nuestras comunidades, hacer cumplir las leyes y políticas de control de armas y a implementar iniciativas de desarme… Este increíble grupo de mujeres, que representa 25 Estados de la región, también imparte palabras de sabiduría para la siguiente generación de ‘Fuerzas de Cambio’, que a su vez influirá y formará la seguridad de nuestra región y hará que los objetivos de la Agenda 2030 sean alcanzables”.

“Más mujeres en el poder cambia la agenda de las políticas y de los gobiernos. Incorporar perspectivas de género que completan/integran la visión sobre problemas y soluciones”, afirmó Stolbizer. Asimismo, sostuvo que “la paz y el desarrollo son objetivos que se complementan y retroalimentan. Al eliminar pobreza y desigualdades tendremos sociedades pacíficas y mejores condiciones para el desarrollo”.

Ver publicación de UNLIREC “Mujeres Fuerzas de Cambio III» completa

“SOLO SERÁ PROGRESISTA UN GOBIERNO QUE NO LE SAQUE A LOS JUBILADOS”

La nueva fórmula de movilidad de las jubilaciones es otro retroceso que sigue agravando la ya deteriorada situación de los pasivos. Lejos de recomponer la pérdida que vienen sufriendo, vuelven a ser los elegidos del gobierno para practicar los ajustes prometidos al FMI.

Más de la mitad de los jubilados no alcanzan a cubrir la canasta básica. Pero el gobierno ha decidido modificar la fórmula de actualización, para alejarlos de los aumentos por inflación sometiéndolos a un ajuste que dependerá de recaudación y salarios. Como si fuera poco, les ponen como tope la recaudación total del ANSES, y ni siquiera han fijado un piso para impedir seguir arrastrándolos a condiciones de indignidad.

No existen compensaciones por pérdidas anteriores que se encuentran entre el 14 y el 22% del haber jubilatorio. En tiempos de tanta precariedad económica, con alzas en los precios de productos esenciales, se vuelve a mostrar la crueldad de un gobierno que elige poner el peso de su poder y de sus recursos para cumplir con el Fondo en lugar de hacerlo con los jubilados.

No parece tan sinsentido la carta que hiciera pública Cristina Fernández días atrás, despegándose del gobierno, a sabiendas del ajuste que se viene para los próximos meses. El Presupuesto ya prevé un ajuste fiscal brutal. Contra lo que hacen todos los países para contener los efectos de la pandemia y la cuarentena, que son políticas expansivas, Argentina reducirá su déficit del 12 al 5%. Esto tendrá sus costos que se intentan disimular, una vez más, con el relato que sirve de careta.

Cumplir con el Fondo condena a los jubilados. La realidad mata al relato. No hay gobierno progresista cuando se ajusta sobre los más débiles.

El Partido GEN rechaza enfáticamente la fórmula de actualización de las jubilaciones, los recortes que sufrirán los sectores pasivos y exige la convocatoria a un Consejo Económico y Social con amplia participación política, sectorial, intelectual, para abordar las problemáticas de la emergencia y la crisis actual y poner bases para un debate sobre el futuro de la Argentina.

Margarita Stolbizer – Presidenta
Sergio Abrevaya – Secretario General


CONTINUACIÓN CONGRESO NACIONAL ORDINARIO SÁBADO 17/10/2020 – 9 HS.

Partido GEN
Orden Nacional
CONVOCATORIA
CONGRESO ORDINARIO

La Mesa Directiva del Congreso Nacional del Partido GEN, de acuerdo al Art.8 de la Carta Orgánica partidaria, CONVOCA a las Sras. y a los Sres. Congresales a dar continuidad al tratamiento del Orden del Día iniciado el sábado 10 último, luego del cuarto intermedio propuesto y votado favorablemente, ante el inconveniente surgido con la plataforma virtual zoom que impidió la continuidad de su normal desarrollo.

La sesión complementaria se llevará a cabo el día sábado 17 de octubre de 2020, a partir de las 9 horas, a distancia y a través del Servicio de Videoconferencia Virtual Zoom, cuyo: ID de la reunión y la contraseña se enviaran por email a todos los miembros, a fin de tratar el tratamiento del Orden del Día pendiente que se publica en la página web oficial del Partido (www.partidogen.org.ar).

Ciudad Autónoma de Buenos Aires, 18 de setiembre de 2020.

Carlos Castilla Simois – Secretario General
Andrea Meinardi – Vicepresidenta


_____________

ORDEN DEL DÍA

09:00 hs.

1) Inicio de Acreditación de Congresales.

09:30 hs.

2) Informe quórum. Apertura.

09:45 hs.

3) Debate político. Situación nacional. Posicionamiento del Partido GEN.

12:30 hs.

4) Varios. Cierre por Margarita Stolbizer.

Estimada/o Congresal,

Tema: Continuación Congreso Ordinario 2020 Partido GEN Orden Nacional

Hora: 17 oct 2020 09:00 Buenos Aires, Georgetown

Unirse a la reunión Zoom

·ID de reunión: 837 7171 3895

·Código de acceso: 482070

REQUISITOS una vez ingresado a la sala:

·Contar con DNI, para la correcta acreditación de acuerdo a lo establecido según Acordada de la Cámara Nacional Electoral del día 06/10/20, de manera de poder exhibirlo, cuando se disponga, ante la cámara del dispositivo virtual (computadora o celular).

·Poner en su usuario el nombre y apellido real (si no saben cómo hacerlo, el administrador lo cambiará).

·Cámara encendida.

Convocatoria Congreso Nacional Ordinario del 10-10-2020

La Mesa Directiva del Congreso Nacional del Partido GEN,  de acuerdo al Art.8 de la Carta Orgánica partidaria, CONVOCA a las Sras. y a los Sres. Congresales a participar de la sesión Ordinaria, a llevarse a cabo el día sábado 10 de octubre de 2020, a partir de las 9 horas, a distancia y a través del Servicio de Videoconferencia Virtual Zoom, cuyo: ID de la reunión y la contraseña se enviaran por email a todos los miembros, a fin de tratar el siguiente Orden del Día que se publica en la página web oficial del Partido (www.partidogen.org.ar).

Ciudad Autónoma de Buenos Aires, 18 de setiembre de 2020.

Carlos Castilla Simois – Secretario General
Andrea Meinardi – Vicepresidenta


ORDEN DEL DÍA

09:00 hs.
1) Inicio de Acreditación de Congresales.

09:30 hs.
2) Informe quórum. Apertura.

09:45 hs.
3) Consideración de la propuesta que el CONGRESO NACIONAL ORDINARIO del PARTIDO GEN de fecha 10/10/2020, se celebre válidamente a distancia y por videoconferencia, utilizando la plataforma virtual ZOOM, que los miembros manifiestan conocer y afirman que oportunamente han recibido la ID de la reunión y la contraseña de ingreso y que se encuentran en condiciones de participar con voz y voto sobre los temas puestos a consideración en el Orden del Día. Se deja constancia que se utiliza este procedimiento por lo dispuesto en el DNU N° 260/2020, que declaró la emergencia pública sanitaria, conforme la Ley N° 27.541, en virtud de la pandemia del coronavirus COVID-19 y el DNU N° 297/2020, que estableció el “aislamiento social, preventivo y obligatorio”, desde el 20 de marzo de 2020 y que continúa prorrogado por diferentes decretos hasta la fecha.

10:00 hs.
4) Informe de la Mesa Ejecutiva Nacional. Consideración de Memoria y Balance Ejercicio 01/07/2019 a 31/12/2019. 

10:30 hs.
5) Informe Legisladores. Doris Mansilla, Mónica Peralta, Sergio Abrevaya.

11:00 hs.
6) Debate político. Situación nacional. Posicionamiento del Partido GEN.

13:00 hs.
7) Varios. Cierre por Margarita Stolbizer.

CONVOCATORIA-Congreso-Ord_2020

Declaración del Partido GEN por el conflicto policial

MESA NACIONAL PARTIDO GEN
Buenos Aires, septiembre 9 de 2020

Frente a los hechos que conmocionan a la Provincia de Buenos Aires y a la Nación Argentina, declaramos:
Rechazamos cualquier expresión de reclamo violento o intolerante. Urge encontrar una vía de diálogo entre los reclamantes y los representantes de los gobiernos, para resolver el caos y restituir la calma.

Es necesario contextualizar un conflicto que hoy nos exige respuestas mucho más integrales y consensuadas de las que se están brindando; y la presencia de un estado con capacidad de abordar y resolver los problemas de la población. Ese debate no se puede cerrar ni con declaraciones de repudio por las manifestaciones violentas, ni con la mera y discrecional transferencia de recursos de una jurisdicción a otra.

La perspectiva de los derechos humanos impone la prioridad de la agenda a discutir: atender la situación desesperante de los miles de trabajadores estatales que pelean por la supervivencia familiar, acomodando sus ingresos para hacerlos compatibles con la dignidad humana y las responsabilidades que se les encomiendan. Es necesario asimismo contemplar su incorporación en un sistema de agremiación que les permita participar de una negociación colectiva para regular las condiciones de la prestación del empleo, sin que ello, en ningún caso, pueda afectar el servicio indispensable a su cargo en el ejercicio de medidas de fuerza.

Discutir un plan integral de seguridad para la Nación y para la Provincia de Buenos Aires, es una deuda de muchos años que tampoco se resuelve con mega-anuncios de inversiones que sonaron como una cachetada en la cara de quienes vienen sosteniendo, con legitimidad, un reclamo urgente. La cuestión policial debe abordarse junto con los cambios necesarios en la justicia y en el sistema penitenciario. Pero no habrá una solución definitiva frente al incremento del delito y la violencia, si no se reduce la acción del narcotráfico y se incorpora la promoción social, la educación, la cultura, el deporte. En definitiva, no habrá seguridad si no se trabaja desde el estado para resolver el grave problema de la desigualdad.

La liberación de detenidos con motivo de la pandemia, la percepción de una impunidad consagrada para los delitos del poder político y económico y la confrontación permanente que entretiene más de lo debido, demostrando el desinterés frente al que sufre, han sido también elementos que actuaron como caldo de cultivo en la escalada del conflicto.

No se puede resolver un problema complejo y profundo, solo con anuncios de transferencias dinerarias, sin plan, sin diálogo. Eso nos aleja del estado de paz y democracia que elegimos para vivir. Argentina transita muchas veces al borde de la ilegalidad. La decisión de bajar recursos coparticipables de una jurisdicción a otra aparece en ese límite peligroso. La toma del punto de coparticipación de la Ciudad de Buenos Aires para atender el conflicto, además de ilegal y mezquino, pone de manifiesto la incapacidad para atender problemáticas que requieren respuestas mucho más complejas y acuerdos políticos sostenibles. La declamación de un país federal se choca con la discrecionalidad que se impone en la decisión sobre la distribución y sigue postergando el debate imprescindible sobre el sistema impositivo para que también exista una mayor justicia en la recaudación de la masa que luego se reparte.

El gobierno provincial, escondido en medio de una crisis de la que es responsable en su génesis y en su salida, se ampara en la tutela de un gobierno nacional al que, con su ineptitud, expone y debilita. Un gobernador que no se hace cargo del problema más propio que tiene el territorio provincial, sostiene a un ministro, sin capacidad y sin gestión. La principal demanda de los bonaerenses es su derecho a una seguridad integral y para eso se requiere una conducción política que hoy está lejos de ser eficaz. Y requiere de una fuerza policial capaz, formada en valores democráticos, equipada, bien paga y también controlada en la ejecución de sus tareas. Estamos lejos de tenerla. No hay política de seguridad con un estado débil, instituciones precarias y sin poner el foco en la prevención para evitar el delito, así como el tratamiento adecuado para las víctimas.

Nada puede justificar la prepotencia, la violencia en el reclamo, el abandono de las tareas propias de seguridad que deben prestar los miembros de la policía. La defensa de las instituciones democráticas y la convivencia pacífica, ante todo. La respuesta, en todos los casos, debe ser el diálogo, la ley y la tutela irrestricta de los derechos humanos y las libertades públicas.

Margarita Stolbizer – Presidenta
Sergio Abrevaya – Secretario General


COMUNICADO DE LA MESA NACIONAL DEL PARTIDO GEN

Buenos Aires, Septiembre 2 de 2020.

La confirmación de la muerte de Facundo Astudillo Castro, -luego de haber estado desaparecido durante más de cuatro meses-, constituye un hecho de enorme gravedad dentro de nuestro sistema democrático, y requiere una investigación profunda para su total esclarecimiento y la determinación de las responsabilidades personales o institucionales que correspondan.

Las fundadas sospechas que recaen sobre miembros de la fuerza de seguridad provincial podrían constituir un agravante insalvable para el gobierno provincial que deberá tomar las medidas firmes e inmediatas, sin perjuicio de la irreversibilidad de los hechos.

El Partido GEN manifiesta su solidaridad y acompañamiento a Cristina Castro y demás allegados de Facundo y ratificamos el compromiso con la defensa irrestricta de los derechos humanos y la garantía consecuente que, en todos los casos, debe brindar el estado.
El gobierno de la Provincia de Buenos Aires está obligado a relevar de sus cargos a todas las personas que resulten responsables o sospechosos del crimen, como asimismo de todos los funcionarios que, por su actitud negligente o cómplice, impidieron una resolución temprana de tan grave situación.

El conjunto de la ciudadanía debe permanecer en estado de alerta para que ningún acto como el que hoy nos enluta, pueda poner en riesgo la marcha institucional de nuestra democracia y la vigencia plena de los derechos y las libertades públicas.

Margarita Stolbizer – Presidenta
Sergio Abrevaya – Secretario General


“No podemos enfrentar esta crisis con las mismas prácticas de siempre”

Partido GEN: habló Facundo Manes

Con gran concurrencia de asistentes virtuales, Facundo Manes, convocado por Margarita Stolbizer y Sergio Abrevaya, participó una vez más junto al Partido GEN y brindó una charla acerca de cómo afrontar el día después de la pandemia.

Durante el encuentro, Manes destacó que es necesario mirar la historia que revela que las crisis y desastres también han servido para generar cambios para el bien, aunque advirtió que el mayor riesgo es que salgamos de la pandemia con más autoritarismo según ya se ha venido viendo en distintos lugares del mundo. Solicitó estar muy atentos ante las estrategias del miedo que resulta muy efectivo para el control social. Y destacó la necesidad de pensar en una política de cooperación.

Manes fue muy enfático en cómo enfrentar el día después. “No podemos enfrentar esta crisis y cambiar la tendencia decadente crónica de la Argentina con las mismas prácticas de siempre”. Una vez más, como ya lo viene haciendo, incursionó en la definición de políticas públicas que deberían implementar los gobernantes, al insistir con la necesidad de un propósito colectivo: ser una comunidad. Y para eso, dijo, hay que invertir en el conocimiento para terminar con la pobreza y la exclusión. Porque “la educación es la economía de nuestro tiempo”.

Facundo Manes también expresó sus preocupaciones por la falta de un proyecto de país, considerando la grieta como una tragedia que nos impide salir de los problemas y en cambio, los profundiza, sobre todo la pobreza, por la que no se puede culpar a la pandemia, sino que es un problema estructural que ningún gobierno ha resuelto.

Para cerrar su exposición, Facundo Manes dejó una reflexión a los asistentes: “En Argentina tenemos un dolor común, lo que nos falta es un sentido de propósito común y este no es el momento de quedarse quieto. Si logramos unirnos no habrá techo. Es tiempo de reconstruir la Argentina desde la moral y la humildad”.

Abrevaya, por su parte, aseguró: “Buscamos ampliar la representación política del espacio progresista en la sociedad civil. Manes es una voz que necesita ser escuchada”.

Stolbizer cerró el evento: “Para que las crisis se conviertan en oportunidades, hacen falta liderazgos con características particulares, con vocación transformadora y de servicio. La ejemplaridad debe ser el modelo. Porque solo con esas aptitudes se puede conducir un proyecto colectivo de bien común. La política necesita liderazgos como el de Facundo Manes”.