FRENTE A LA INCERTIDUMBRE Y LA ANGUSTIA SOCIAL, LA POLITICA DEBE REACCIONAR

El resultado de la elección PASO del domingo pasado pone a todos los protagonistas de la política activa frente al desafío de volver a pensar el instrumento para recoger el mensaje y reconstruir la credibilidad que nunca debió perder.

Es necesario poner en valor la expresión ciudadana que demandó cambios reales y terminó votando la opción que se presentaba como más “diferente” frente a las responsabilidades que adjudica al gobierno actual y al anterior por la grave crisis de la economía y las angustias de la vida diaria.

Asistimos a una verdadera situación de desgobierno que no ha registrado y no ha sabido responder a las demandas sociales por una economía deteriorada que impacta en la vida de las personas.

La creciente inflación se refleja linealmente en menor poder adquisitivo de la población. Mes a mes las familias deben privarse de algo más para poder cubrir sus gastos mensuales. En la medida que cae el poder adquisitivo de la población se reducen las posibilidades de venta al mercado interno de las empresas que operan en el país. La alternativa de exportar no está al alcance de todas las empresas: El alto costo del financiamiento, la alta presión impositiva que no se refleja en bienes de calidad prestados por el Estado, el retraso del tipo de cambio real que busca contener la inflación son factores que alejan a nuestras empresas de mercados internacionales. Si no hay mercado interno ni externo las empresas se achican o cierran.Eso impacta en la situación del empleo, cada vez más precarizado e insuficiente, de la misma manera que los ingresos individuales o familiares. Frente al aumento brutal de los productos básicos, las propuestas de topes o calificación de los precios, son una ficción que hace aún más patética la situación del consumo que dejó de ser el dinamizador de la economía por las carencias de los propios consumidores.

Mientras tanto, el Presidente y la Vicepresidenta juegan a las escondidas y han decidido mantenerse al margen de este estado de situación que ellos mismos han provocado. El gobierno esta políticamente acéfalo. El Ministro de Economía perdió toda credibilidad. Su único argumento es culpar al gobierno anterior y al propio ex Ministro de su gobierno. Comprometen el futuro del país dejando un Banco Central sin reservas ni margen de maniobra.

Un déficit cuasifiscal cada vez más alto que, sumado al déficit fiscal, hacen la situación insostenible. El gobierno no corrige los desequilibrios, los esconde debajo de la alfombra y la patea para adelante.

Salir de la incertidumbre es tomar de inmediato los remedios que necesita la economía, las instituciones y sobre todo, la sociedad. Y plantear con claridad cuáles serán las respuestas concretas para crear condiciones. No es razonable discutir sobre existencia o no, o tamaño del Estado. La discusión es como hacer que el estado cumpla con lo que debe asegurar: servicios esenciales a toda la población, por prestación directa o a través del ejercicio del control sobre la actuación de los mercados. El funcionamiento del estado debe ser eficaz, eficiente, transparente. El capitalismo no puede abandonar a cada cual a su suerte. La relación virtuosa del sector público y el privado debe generar y distribuir prosperidad, terminando con privilegios intolerables como los que, muchas veces, exhibe el mismo sector de la política.

Somos GEN, un partido político de ideas y valores, de militancia comprometida con el progreso social. Acompañamos las preocupaciones y reivindicaciones sociales, trabajamos para ofrecer las mejores respuestas. Ratificamos nuestra pertenencia y compromiso con la Coalición Juntos por el Cambio que integramos en este proceso electoral y en ese lugar pretendemos aportar una visión humanista de la política que se ponga a la altura de las circunstancias para asegurar un futuro de bienestar.

Gonzalo Toselli
Secretario General
Sergio Abrevaya
Presidente

¡Es oficial! EL PARTIDO GEN INTEGRA JUNTOS POR EL CAMBIO 

Formalizamos la integración del Partido GEN en el orden nacional a la coalición Juntos por el Cambio, tras la experiencia de dos años en el espacio, trabajando en conjunto, compartiendo listas en varias provincias y un conjunto de ideas y principios para gobernar la Argentina.

Creemos firmemente que este es el camino para que, con el aporte multipartidario, y una visión amplia y federal, seamos una verdadera alternativa.

No solo se trata de juntar para ganar elecciones sino que debemos asegurar buen gobierno y capacidad para transformar y remover definitivamente todas las injusticias que han postergado el crecimiento de la Nación. La base de nuestro acuerdo es programática, basada en el cruel diagnóstico de la realidad que va a dejar el actual gobierno.

El Partido GEN, constituido por ideas, principios y valores, hoy se integra oficialmente como un espacio progresista para hacer nuestros mejores aportes a Juntos por el Cambio para dar impulso al trabajo, la producción, la educación y el desarrollo de la Argentina.

EL GEN EXIGE UNA REUNIÓN DE LA COALICIÓN DE JXC PARA PONERLE UN FRENO EFECTIVO A LAS LOCURAS DE FERNÁNDEZ

La coalición Juntos por el Cambio debe reunir a los partidos nacionales y a sus interbloques del Congreso Nacional para formular una estrategia y una alternativa de esperanza ante el accionar peligroso e insensato del presidente de la Nación Alberto Fernández, acompañado de un puñado de gobernadores oficialistas respondiendo a las estrategias de Cristina Fernández de Kirchner.

El GEN reclama una reunión de la coalición Juntos por el Cambio para evaluar mecanismos que sirvan para detener el avasallamiento de las instituciones y del sistema republicano de nuestro país.

Desde hace dos semanas vemos cómo el oficialismo se embandera en un relato que busca desprestigiar el sistema Judicial y llevarse por delante a miembros de la Corte. El oficialismo ve como enemigo a aquellos que buscan terminar con la corrupción, la impunidad y el manejo inconstitucional. Es así, que tras la condena de CFK, cualquier resolución judicial es cuestionada y denostada.

Juntos por el Cambio será Gobierno. Es tiempo de frenar el atropello, terminar con los comportamientos feudales y avanzar con un plan concreto que garantice institucionalidad, estabilice la economía y asegure el crecimiento con equidad.

Gonzalo Toselli
Secretario General
Sergio Abrevaya
Presidente

Siguen avasallando al Poder Judicial y a Las Instituciones

Tristemente para los argentinos y argentinas, estamos otra vez frente a actos que tienen como fin el avasallamiento de las instituciones. En este capítulo, nada más y nada menos que el presidente de la Nación y un grupo de gobernadores oficialistas, se alistan detrás de una idea que es impulsar un «juicio político» al presidente de la Corte Suprema, Horacio Rosatti, «para que se investigue su conducta en el desempeño de sus funciones».


¿Qué hay detrás esta idea absurda? Seguimos afirmando que hay una acción clara que pone en alerta el sistema republicano. Acciones que se reiteran cada vez que las cosas no salen como a ellos les gustaría. La Justicia resolvió que la Ciudad de Buenos Aires debe recibir el 2,95 % de la coparticipación. Desde ese momento, el gobierno nacional encabezado por Alberto Fernández pone trabas y amenaza permanentemente con avanzar contra todo, incluso contra la Justicia.


Detrás de estas acciones vemos la desilusión de muchos al advertir que la impunidad a la que están acostumbrados empieza a llegar a su fin. La condena a CFK y la resolución de la Corte son ejemplos de eso.


Es necesario que entiendan que no se puede tener al sistema judicial (y a la población) todo el tiempo en vilo. Es muy grave que el Gobierno Nacional y Cristina Fernández de Kircher amenacen a un Poder Judicial que está resolviendo temas que son de su competencia. La Justicia debe ser independiente y es nuestra obligación hacer que eso sea así.


No tenemos que detenernos. Debemos estar unidos para avanzar en proyectos que sean serios y tener un plan concreto para que este ataque a uno de los poderes de nuestro sistema democrático se detenga y para que de una buena vez el foco del gobierno esté puesto en mejorar y no en hacer trampa para que todo sea como les gusta o les conviene.


El compromiso del Partido GEN está puesto en construir un proyecto político amplio que mejore la vida de los argentinos y las argentinas a través del respeto a las instituciones y el fortalecimiento de la Democracia.

Gonzalo Toselli
Secretario General
Sergio Abrevaya
Presidente

UNA DECISIÓN QUE GENERA INESTABILIDAD POLÍTICA E INSTITUCIONAL

La decisión del presidente de la Nación, Alberto Fernández, fogoneada por la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner que tiene como estrategia la descalificación de jueces, de no acatar la resolución de la medida cautelar de la Corte Suprema de Justicia respecto de la distribución de los fondos de coparticipación a las provincias genera un clima de inestabilidad política e institucional preocupante.

El motivo de semejante postura es evidente: las provincias que gobiernan quienes comparten el signo político del Gobierno nacional presionan porque perderían los favores traducidos en partidas económicas que la Nación otorga de manera arbitraria y discrecional.

La actitud del primer mandatario es inaceptable en términos constitucionales y democráticos y es pasible de ser penada por incumplimiento de los deberes de funcionario público.

El sistema republicano consagrado por la Constitución Nacional se sostiene sobre la base de la división de los poderes Ejecutivo, Legislativo y Judicial en un sistema de frenos y contrapesos que, claramente, no está siendo respetado por el Presidente y pone en juego el Estado de Derecho.

Debe quedar en claro que no se trata de una supuesta defensa del federalismo como el Gobierno intenta presentar esta situación. La Corte decidió darle la razón a la Ciudad en un reclamo presentado en 2020, cuando Fernández le recortó fondos al Gobierno porteño para otorgar un aumento a la Policía Bonaerense, en medio de una protesta de dicha fuerza. Eso había obligado a la Ciudad a armar un presupuesto de contingencia que incluyó la creación de impuestos a los gastos realizados con tarjetas de crédito.

Lo que el máximo tribunal judicial argentino dictaminó es que el Ejecutivo nacional  entregue a la Ciudad Autónoma de Buenos Aires (CABA) 2,95% de la masa coparticipable, aún cuando el reclamo exigía el 3,5% de reintegro. Desde 2020, la CABA perdió $250 mil millones.

El país necesita de manera imperiosa estabilidad política y las reglas deben cumplirse, más allá de que sean o no del agrado o conveniencia de cada uno.

El Gobierno emprende, así, un camino hacia el autoritarismo y la suma del poder público que nos preocupa porque un Gobierno que no acata una resolución judicial, puede no aceptar una derrota electoral, no entregar el mando y pretender eternizarse en el poder.

Gonzalo Toselli
Secretario General
Sergio Abrevaya
Presidente

LA SUSPENSIÓN DE LAS DESIGNACIONES PARA EL CONSEJO DE LA MAGISTRATURA ES PARA ACATAR LOS CAPRICHOS QUE IMPONE CFK

La Presidenta de la Cámara de Diputados resolvió suspender las designaciones para el Consejo de la Magistratura, planchando el funcionamiento del órgano constitucional, simplemente para acatar los caprichos obsesivos que le impone Cristina Fernández de Kirchner en su batalla contra el Poder Judicial.

Solamente la desesperación ante las evidencias de los delitos de corrupción cometidos durante su gobierno y la búsqueda desenfrenada de la impunidad son las que hoy mueven a un gobierno sin rumbo en lo económico, aturdido por la realidad y del fin de su plazo.

Vuelven a incumplir las leyes y los fallos judiciales, burlan el funcionamiento del sistema democrático y obturan el funcionamiento normal de las instituciones.

Frente al fallo arbitrario e ilegítimo del Juez Cormick, solo correspondía apelarlo y plantear su nulidad. De ninguna manera debían suspenderse las designaciones hechas y comunicadas en tiempo y forma para la integración del Consejo con la representación de oficialismo y oposición, acatando las directivas que se reciben desde el Senado de la Nación.

Ninguna razón ni motivo existe para revocar lo actuado, ni la Presidencia tiene atribuciones para hacerlo. La resolución constituye abuso de autoridad, un hecho de gravedad institucional sin precedentes, y que afecta directamente el funcionamiento del estado de derecho y los órganos de los poderes instituidos.

Junto a los bloques y partidos que integran Juntos por el Cambio, rechazamos de manera terminante el camino adoptado para sostener la injerencia en el funcionamiento del Poder Judicial que es intolerable para nuestro sistema democrático y republicano.

Gonzalo Toselli
Secretario General
Sergio Abrevaya
Presidente

NO HAY GOBIERNOS DEMOCRÁTICOS SI SE GOBIERNA A COSTA DEL SISTEMA JUDICIAL Y DEL SOMETIMIENTO DE TODOS 

Nuevamente, los argentinos vemos cómo el Gobierno intenta manejar y controlar la Justicia. El llamado a sesión en el Senado nacional para designar a los representantes en el Consejo de la Magistratura de la Nación vuelve a poner en el centro de la escena los mecanismos feudales con los que se manejan quienes intentan retener el poder a costa de cualquier cosa, incluso de la Justicia.

Festejamos nuestra democracia, pero no nos damos cuenta de que no hay gobiernos democráticos cuando se gobierna a costa del sistema judicial y del sometimiento de todos. 

La Corte Suprema de Justicia de la Nación apartó al senador kirchnerista Martín Doñate luego de considerar que su nombramiento fue un ardid. Pese al fallo de la Corte, el oficialismo insiste. ¿Por qué? Porque se acostumbraron a hacer y a acomodar las reglas de juego según sus conveniencias. Así, hoy escuchamos a voceros del oficialismo decir, de manera lavada, que lo que hicieron es cumplir con lo que establece el reglamento del Senado. La realidad indica que se debe cumplir con la ley. 

Están haciendo lo imposible para conseguir un consejero más en la Magistratura y ya hemos visto que para lograrlo recurren a los antiguos (pero vigentes) mecanismos del feudalismo argentino. Sí, los mismos que continúan hundiendo a nuestro país. Ese viejo sistema convertido en oficialismo, sigue siendo voraz, no se detiene. Quiere todo. No se permite que la Justicia no sea suya por completo ni que exista un poder que le marque un límite y le diga: “Basta, no se puede hacer un truco y poner un consejero más del que corresponde”. Es el mismo sistema feudal que persiguió a San Martín cuando luchaba por independizar nuestro territorio, porque no se avenía a servir a los intereses facciosos. Se trata de los mismos mecanismos que convirtieron a funcionarios en multimillonarios a costa del Estado y de quedarse siempre con todo. Se corporiza en Cristina Fernández de Kirchner, Gildo Insfrán, Juan Manzur, la familia Menem, los Rodríguez Saá y, también, en los gobernantes de Catamarca y San Juan que desde hace décadas se llevan el oro producto de la minería y dejan a los pueblos sumergidos en la pobreza. 

En Argentina, la pobreza alcanza el 40% de la población, y la mitad de no tiene acceso a los servicios de agua de red y cloacas. Sin embargo, estos señores y señoras feudales no paran de enriquecerse. Son los mismos que suman senadores con el objetivo de controlar todo desde el Senado, donde traban proyectos y manejan el país desde el retorno de la democracia. Es urgente advertir que no hay gobiernos democráticos cuando los que gobiernan fabrican sistemas electorales a costa del empobrecimiento de la gente y el sometimiento de todos.

Gonzalo Toselli
Secretario General
Sergio Abrevaya
Presidente

DECLARACIÓN DE LA MESA NACIONAL DEL PARTIDO GEN

Buenos Aires, Abril 18 de 2022

INSTITUCIONALIDAD QUEBRADA: El índice de inflación es más que un dato frío que aumenta mes a mes.

1. Argentina transita casi 40 años de vida democrática ininterrumpida. La preservación del estado de derecho y la vigencia plena de los derechos humanos son valores compartidos y sostenidos por el conjunto de nuestra Nación. No han estado exentos de crisis que, por el contrario, se repiten de manera recurrente, ni períodos de inestabilidad. Sin embargo, aún de las situaciones más graves, hemos logrado salir adelante. Y esto ha sido así por el gran acuerdo político y social en torno al funcionamiento de las instituciones de la democracia y la república. Y justamente lo que ha venido deteriorando nuestra convivencia y nos ha apartado del sendero de crecimiento y desarrollo, ha sido el debilitamiento de esas mismas instituciones, afectando gravemente la credibilidad y la autoridad que deben regir el funcionamiento de la Nación y las certezas sobre el trayecto hacia el futuro.

2. Décadas en las que alternaron periodos de estabilidad económica, de recesión, de crecimiento económico, o de alto o bajo desempleo, pero lo que se mantuvo constante es el incremento sin pausa de la pobreza y la disminución de las condiciones de vida para la mayoría. A la falta de oportunidades económicas, se le agrega el abandono de la aspiración política que concibe a la educación como igualadora y vehículo de progreso social. La paradoja democrática se expresa en un incremento permanente del gasto social en el presupuesto al mismo tiempo que se incrementa la pobreza.

3. Junto a la pobreza, y la falta de crecimiento, encontramos la inflación. Casi el 58% de los menores de 14 años son pobres y la inflación escala al 60% anual. Solo 16 de cada 100 alumnos terminan la escuela secundaria con un nivel aceptable. Son dos fenómenos tan vinculados que reflejan hoy la fotografía más cruel y realista de la Argentina. Por detrás de ello se encuentra la inexistencia de instituciones que se encuentren en capacidad de aportar soluciones y un gobierno enfrascado en su conflictiva interna sin hacerse cargo de las responsabilidades que le corresponden.

4. En el estado democrático de derecho las instituciones del poder se contrapesan, se equilibran y de ahí deviene el sistema de normas que rigen la vida en sociedad, la economía y todos los indicadores de los que depende el desarrollo. Hoy tenemos instituciones quebradas, inútiles, desarticuladas. Empezando por la crisis del vínculo nada menos que entre quienes ejercen la máxima representación del poder institucional: Presidente y Vice que ni siquiera se hablan. No se trata de una cuestión personal, es un quiebre institucional. El Presidente y la Vicepresidenta han perdido la unidad de sustentabilidad de su propuesta, y lo peor, la credibilidad de sus acciones. Al hacer pública sus diferencias, sus peleas, sus disputas de poder, la sociedad se hunde aún más en desesperanza. Nada parece importar, se puede seguir en el poder sin buscar estar a la altura de las circunstancias, al contrario, se persiste en aumentar el divorcio entre la política, el gobierno, con la sociedad en general.

5. La inflación nos expresa el aumento del índice de precios en 6.7% el último mes. Demuestra la pérdida del poder adquisitivo de los ingresos. Pero también pone en evidencia de qué manera nuestra moneda, el símbolo de nuestra economía nacional, también se ha fracturado.

6. Un juez que falla en el sentido de que una toma de tierras no es un delito (y sin perjuicio de la ineficacia del estado para resolver los problemas sociales y de carencias y de vivienda, que son previos), está mostrando un fuerte quiebre nada menos que entre la ley y quienes tienen que hacerla respetar. Claro, sería un dato menor en un país donde hay procesados por delitos de corrupción que ocupan cargos desde los cuales también pretenden tergiversar la acción de la justicia en la aplicación de las leyes. ¿No estamos también aquí frente a una institucionalidad quebrada en los intentos de manipulación de las causas judiciales?

7. Organismos como la UIF, la AFIP o la Oficina Anticorrupción, que forman parte del sistema institucional en reaseguro de los mecanismos de control y de ordenamiento de la economía y la política, renuncian a querellar en aquellas investigaciones judiciales de delitos contra la administración pública para no enfrentar a los decisores que desde la política partidaria también son dueños de sus destinos.

8. El Presidente envió un amplio listado de temas para que el Congreso tratara en sesiones extraordinarias. No solamente ninguno alcanzó siquiera a entrar en debate, sino que tampoco el Ejecutivo tuvo el apoyo de su propio bloque oficialista para llevar adelante la negociación con el FMI y no ha logrado hasta el presente abril (lo que se prolongará con seguridad a mayo) y no ha logrado ni una sola sesión en diputados ni la sanción de una sola ley. La Nación se sostiene en el sistema de representación que la Constitución asigna a las Cámaras del Congreso. Ahí también existe una fractura que impide hoy el funcionamiento de esta institución tan central de la república.

9. El listado de los malos ejemplos sería interminable. Estamos frente a una institucionalidad quebrada que la vuelve también ineficaz para enfrentar los graves problemas que atraviesa el país y sobre los que no se advierte ninguna reacción responsable sino que todo parece transitar en una desgracia sin salida y un futuro sin destino.

10. Es necesario fortalecer la política, recuperar su credibilidad como instrumento de transformación, ofrecer un proyecto político sólido, coherente y basado en amplios consensos y achicar la brecha que existe hoy con la sociedad. Para todo eso se necesitan instituciones, pensadas como reglas y como derechos, fuertes, creíbles, con liderazgos ejemplares que puedan reconstruir las bases de una democracia social comprometida con el bien común. Argentina tiene las condiciones para alcanzar el sueño de una matriz productiva que asegure trabajo digno con ingresos suficientes, educación de calidad y una buena base en la ciencia, la tecnología y la innovación, para terminar la pobreza y asegurar el desarrollo federal y sustentable.

 

Presidenta, Margarita Stolbizer
Secretario General, Sergio Abrevaya

Declaración del Partido GEN: UCRANIA

El Partido GEN expresa su condena frente al ataque unilateral de la Federación Rusa a la Republica de Ucrania, estado independiente y soberano que debe recibir el apoyo de todas las naciones y organismos multilaterales.

Nos solidarizamos con el pueblo ucraniano y exhortamos a la comunidad internacional a unir fuerzas para que, con todas las herramientas diplomáticas a su alcance, ya sean nacionales, regionales y globales, se logre hacer retroceder en esta agresión demencial que está protagonizando el Presidente Putin, que pone en riesgo la paz y la seguridad en el mundo.

El ataque viola todos los principios del derecho internacional y el respeto a la soberanía y autonomía de las naciones, que deben ser considerados valores incuestionables e inalienables para la democracia.

Argentina debe reclamar el cese de las operaciones militares rusas de inmediato y el retiro incondicional de todas las fuerzas y equipos del territorio de Ucrania.

Las fuerzas políticas debemos estar unidas para condenar estas acciones y al mismo tiempo, América Latina como región de paz debe ser parte de un liderazgo a escala global para la plena vigencia del sistema democrático y los derechos humanos.

El Partido GEN reafirma su compromiso con una concepción humanista de la convivencia de los pueblos basada en el respeto, la autonomía y la preservación de sus derechos al desarrollo equitativo, sustentable, en armonía y plenitud.

Presidenta, Margarita Stolbizer
Secretario General, Sergio Abrevaya